Ana García: Mi vida ha quedado destrozada por la fibromialgia

Ana García: “Mi vida ha quedado destrozada por la fibromialgia”

Mi nombre es Ana, trabajo como auxiliar de ayuda a domicilio y en 2011 empezaron los síntomas pero el médico que yo tenía por aquel entonces lo achacaba a mi obesidad, por mucho que le decía que no era por mi sobrepeso. Él solía repetirme anda, adelgaza, que te ira bien. Así estuve tres años acudiendo infinidad de ocasiones al médico de cabecera, incluso a urgencia porque me daban unos dolores en el pecho que parecía que me iba a dar un infarto, otras veces sin poderme mover y volvía a decirme que adelgazara pero sin hacerme ningún tipo de pruebas.

Cansada cambié de médico. Al nuevo doctor pregunté si podría tener Fibromialgia, ya que tenía los mismos síntomas. Al realizarme las pruebas tenía 12 puntos de 18. Pero como los dolores continuaban le pedí que me mandase al traumatólogo y me diagnosticó una trocanteritis. Tampoco me hicieron ninguna prueba. Al poco tiempo acudí a un traumatólogo de pago y el sí acertó con lo que tenía, pues me hizo una radiografía, tenía dos vértebras salidas que me hacía imposible dar un paso. Me diagnosticó poliartrosis y estenosis medular, aparte de que estaba perdiendo fuerzas en los miembros superiores e inferiores. De hecho ahora me han diagnosticado una periartritis, inflamación en los músculos de los brazos. Mi vida ha quedado destrozada, por la lentitud del diagnóstico, porque cuesta que te manden a un especialista y cuando lo hacen tardan en darte cita y durante esa espera, aumentan o se agrava las patologías.

Regresar al inicio